01 abril 2012

LFQNH6


Ésta vez han sido muchas. Conducía hacia un lugar desconocido. Eran caminos sin final. De asfalto viejo y de tierra. Una tarde en la que el sol regalaba muchos contrastes. Me sorprendió la cantidad de distintos paisajes que pude admirar durante tan solo 5 km. Bosque, llanura, trigo, viñas. Juego de verdes y marrones, que hubieran creado una serie magnifica. Contraposiciones y complementaciones, todo junto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ir arriba